Humedal Santa María del Lago, 10 años de administración

Por: Daniel Bernal

Humedal Santa María del Lago

El humedal Santa María del Lago, cumplió este 1 de Septiembre 10 años de la entrega del proceso de recuperación y restauración ecológica realizado por el DAMA desde el 1999.  Un proceso que ha recibido tanto apoyos como criticas por su modelo urbanístico.

Desde el 2001 luego de las obras el humedal tiene 8 plazoletas internas en cemento y adoquín, una ciclorruta externa, 1,5 kilómetros de senderos y un salón de conferencias.

Humedal SML 1 Humedal SML 2

La historia de este humedal es muy compleja y demuestra el crecimiento desbordado de nuestra ciudad sin importar los ecosistemas que se atraviesen a ello. Una historia de atropellos, urbanizadores piratas, descuido y mala planeación.

Un ejemplo de lo transformados que se encuentran nuestros humedales lo concluimos del siguiente testimonio  donde se habla de como era el humedal en los años cincuentas:

“Me llamó mucho la atención este sitio. Tenía un lago precioso y una caída de agua por allí, más o menos por donde están las paredes. Veníamos los domingos con los hijos muy pequeños y contemplábamos a los niños que acudían desde distintos barrios para bañarse. Era muy frecuente ver a la gente almorzando los domingos. Se sentaban en los alrededores del lago a comer gallina, y bueno, lo que vendían en un restaurante cercano, Era espectacular “ (2)

En este momento no hay caída de agua y de los dos espejos de agua que originalmente tenia solo queda uno reducido. El otro espejo de agua fue secado en los años 80 como solicitud de los vecinos del barrio Bonanza.

Realmente durante esos años 80 fueron muchos los humedales que se perdieron bajo los escombros y rellenos, afortunadamente este logro sobrevivir a este terrible azote y todavía se encuentra con nosotros.

A pesar del avance en obras y mejoras que se ha tenido sobre el humedal, de acuerdo al punto de vista del Distrito, son distintos sectores, como el de biólogos, investigadores, ecologistas y la misma comunidad, que se oponen al desarrollo de infraestructuras tales como ciclorrutas, andenes y alumbrado ya que promueven la imagen de un espacio al servicio de la comunidad y como parque ecológico, que son designaciones para convertir finalmente al humedal en un sitio similar al Parque Metropolitano Simón Bolívar, cuando en realidad es una reserva ecológica, destinada únicamente a la preservación de la fauna y flora local y de las funciones del humedal como regulador del sistema hídrico bogotano y las inundaciones de quebradas cercanas .

Aunque resultaría algo “positivo” tanto en el modelo urbanístico como en la imagen de una ciudad verde, al igual que ha sucedido en el parque Simón Bolívar, que posee un cuerpo de agua, amplias zonas verdes y zona boscosa este parque ha perdido gran parte de su biodiversidad y muchas especies migratorias y locales perdieron zonas de anidaje y alimentación debido al fuerte impacto de la intervención humana, aunque no hubiese sido completamente urbanizado (1).

Entrada HSML Desarenador HSML

Esto demuestra que el más mínimo intento de desarrollar infraestructura en los humedales, altera los ecosistemas y el hábitat de especies de flora y fauna. Una muestra directa constituye el cambio radical de especies habitantes del humedal, las garzas bueyeras que hace unos 15 años eran muy comunes en el humedal, no se han vuelto a ver desde hace mas de 10 años, la tingua moteada tenia registros en el humedal pero ya no se ha vuelto a observar. La mayor problemática ambiental que se ve en el humedal es que se le trata como si fuera un parque de recreación pasiva y no como un humedal. El pasto se poda con guadaña a gasolina que produce enorme ruido y humo, se recogen las hojas del suelo manualmente, se limpian los senderos con maquinas sopladoras, se podan arboles, se extraen plantas de sus aguas como las eneas, etc.

Desarenador HSML Libelula en el SML

Este estilo le ha dado el nombre de “parque” entre los ambientalistas, que lo consideran más un parque que un humedal.

También hay que hacer notar que el ecosistema ayuda enormemente a la comunidad de la tercera edad del sector que lo usa para sus caminatas matutinas y cuyo aforo es enorme, los colegios lo usan mucho para sus salidas ecológicas por la facilidad de acceso y sus caminos adoquinados y realmente para el común de la gente es muy apropiado por sus senderos en adoquin y sus grandes plazoletas en cemento.

Pero si lo vemos desde el punto de vista ambiental el ecosistema parece más un parque de recreación pasiva que un humedal capitalino.

Referencias:

  1. Wikipedia, http://es.wikipedia.org/wiki/Humedal_Santa_Mar%C3%ADa_del_Lago
  2. http://www.encolombia.com
Autor: Daniel Bernal, daniel@humedalesbogota.com, twitter: @danielbernalb

Daniel Bernal

@humedalesbogota @HumedalesCO @LaFeriAmbiental @REtroCDprograma; Ambientalista empírico, Activista cívico; Yoga, Vegetarianismo; Ingeniero Electrónico; Vivo en un humedal.

Deja una respuesta

5 comentarios sobre “Humedal Santa María del Lago, 10 años de administración

  • el Septiembre 5, 2011 a las 10:53 am
    Permalink

    Esperemo entonces a la declaración del Humedal El Salitre para que no se den el mismo tipo de desarrollos de infraestructura que en Santa María del Lago. Saludos…

    Respuesta
  • el Octubre 14, 2011 a las 8:13 pm
    Permalink

    EL PARQUE PERMANECE SOLO PARECE UN PARQUE FANTASMA, PORQUE HAY MUCHAS OPINIONES Y YA TENEMOS EL MOTIVO POR EL CUAL NO LO FRECUENTAN NI LOS VECINOS, ES EL UNICO PARQUE EN BOGOTA QUE NO DEJAN TROTAR NI DESCALZOS, NO DEJAN ESCUCHAR MUSICA, NO DEJAN HABLAR FUERTE, ESO NO ES UN PARQUE AL AIRE LIBRE, UN CUARTEL CON GUARDIANES, DEBEN COMPRENDER QUE NO TODOS LES GUSTA LAS TERAPIAS PASIVAS NI MEDITACION,
    EL OTRO DIA TROTAMOS DESCALZAS Y LA ADMINISTRACION NOS MANDO SACAR SEGUN ELLOS PORQUE TROTANDO HACEMOS RUIDO, Y NOS MANDARON TROTAR A LA CALLE POR MAS QUE LES DIMOS EXPLICACION NOS DIJERON QUE EL PARQUE ES SOLO PARA MEDITACION O TERAPIA PASIVA, SI CAMBIAN LAS REGLAS TODO EL VECINDARIO LO FRECUENTARA CON MAS MOTIVACION.

    ATT VECINOS DE SANTA MARIA DEL LAGO, TABORA, VILLALUZ SANTA HELENITA

    Respuesta
    • el Octubre 15, 2011 a las 10:17 pm
      Permalink

      Realmente tu punto de vista te lo respeto pero no lo comparto.
      Un humedal no es un parque y no puede ser tratado como un parque. Un humedal es un sitio de conservacion, no de deporte. Nuestra ciudad carece de sitios naturales y los muy pocos que quedan deben ser conservados al máximo. Mientras nuestra ciudad tiene miles de parques para la recreación activa, solo tenemos 13 humedales reconocidos con graves problemáticas de conservación por lo que estas pequeñas islas se protegen de forma especial. No se deja trotar porque la recreación activa lo afecta, no dejan escuchar música ni gritar por respeto y protección a la fauna del lugar y repito esto no es un parque, es un sitio de conservación.
      En el humedal como dices, se permite la meditación y la terapia pasiva pero también la educación ambiental, la contemplación de la naturaleza, la observación de aves, el estudio de la flora y fauna y la recreación pasiva. Los vecinos del humedal lo visitan sobre todo para realizar caminatas matutinas o descansar un rato y es el humedal más visitado y seguro de toda nuestra ciudad.
      En lugar de tratar de convertir el humedal en otro parque mas, investiguemos sus características especiales, las especies que allí viven, su función hídrica y así llegar a entender el porque de su gran valor ecológico que lo hace un lugar único en nuestra ciudad.

      Att. Daniel Bernal, vecino del humedal Santa María del Lago.

      Respuesta
      • el Febrero 17, 2015 a las 2:41 pm
        Permalink

        tienes razon es un humedal, no un parque y si trotas puedes espantar los patos trotando

        Respuesta

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: