Con el agua vuelve la vida, y la vida está en los Humedales: el caso del río Torca y el humedal Guaymaral

Por: Lorena Téllez

Aunque muchos, tal vez la gran mayoría de los habitantes de la Capital y de los municipios aledaños, hemos vivido las consecuencias de la mala planeación que se realiza en este país y que se hace evidente en las inundaciones por la fuerte temporada de lluvias por la que estamos pasando, otros –otra gran mayoría- disfrutan de estas lluvias, ¿quiénes son?

El río Torca inicia en la calle 152 alimentado por varias quebradas que provienen de los cerros orientales-entre las que se encuentran las Quebradas del Cerro, Soratama, San Cristóbal y Arauquita-, baja por la calles 152- 153 (Avenida de La Sirena) y dobla hacia el norte en la carrera 30 (Avenida Jorge Uribe Botero) con calle 155, se dirige paulatinamente hacia el occidente alinderando la autopista norte y el humedal Torca que desagua en este desde la calle 200. El río sigue su recorrido hacia el norte desviándose totalmente al occidente en la calle 222 para desembocar en el humedal de Guaymaral. En su recorrido, se le unen cuatro canales, tres de ellos alimentados por quebradas de los cerros orientales, dos de estos canales bajan por las calles 161 y 170, el otro, el canal el Redil (o Serruela) baja paralelo a la calle 170 un poco más hacia el norte y el último presenta un tramo corto, encontrándose un poco al sur de la vía Tibabita (Calle 191). En su recorrido y drenajes, el río Torca cuenta con por lo menos 45 puntos de vertimientos identificados en el mapa del Observatorio Ambiental de Bogotá[1], de los cuales, según la Secretaría Distrital de Ambiente, solo funcionan 12[2]. Uno de los contaminantes del río es la Hyundai de la 233 con autopista, quien vierte grasas y aceites sin previo tratamiento[3], lo que hace que se contamine el humedal de Guaymaral.

Por otro lado, hacia la parte occidental de la autopista hay un río que hace su recorrido desde la parte norte del cementerio Jardines del Recuerdo, pasa por el colegio San Viator, Club Cafam, lugares que se han dispuesto para rellenos donde hay parqueaderos, hacienda La Margarita y desemboca en el canal de Torca contiguo a la calle 222. En épocas donde no llueve, este río se caracteriza por presentar un olor desagradable y cambiar el color del río Torca de un color café claro a negro, presenta gran cantidad de buchón que se ha tenido que retirar para permitir el paso del agua al canal, además fue dragado a principios de este año.

 

Conociendo ya un poco más del río Torca, la cantidad de carga contaminante que recibe y que se hace más evidente por este último río que lo alimenta, es muy difícil creer que sea capaz de albergar vida, sobretodo en épocas donde no hay lluvias y se concentran esos contaminantes en el agua. Pero al llegar las lluvias todo cambia, el río cambia de color y toma fuerza, se va su desagradable olor en la 222 y hasta llegan rastros de esperanza: en mayo de este año, bajo condiciones en la que muy pocos se imaginarían que pueda haber vida, se observó un pez nadando y buscando alimento en el “caño” Torca. Este pez avivó la ilusión de que no todo está perdido y que aún se puede hacer algo para recuperar la vida que hemos dejado perder. De igual forma, se han observado curíes (Cavia aperea) jugueteando y escondiéndose en el borde del río de la calle 222, aunque probablemente ya se hayan tenido que ir porque lo dragaron y lo ampliaron para aumentar su capacidad, y para que no se inunde la autopista porque está sobre un humedal ya que se han taponado las entradas y salidas de las aguas de Torca debido a la presencia de residuos de diversos tipos.

 

Después de un tiempo de estar en la superficie, el pez desapareció ente el agua café del río Torca, dejando atrás un montón de basuras, pero también una esperanza. Probablemente llegó al humedal de Guaymaral donde se han visto tinguas de pico rojo (Gallinula chloropus), monjitas (Agelaius icterocephalus), garzas bueyeras (Bulbucus ibis) y rastros de curíes (Cavia aperea). Este importante ecosistema muy seguramente aumente su biodiversidad con la llegada de aguas transportadas por el río Torca.

Lorena Téllez: lorena@humedalesbogota.com, Twitter: @LoTefa


[1]Observatorio Ambiental de Bogotá. Mapas [En línea]. URL disponible en: http://oab.ambientebogota.gov.co/mig/map.phtml. [Consultada el 03 de diciembre de 2011].

[2] Secretaría Distrital de Ambiente. Presentación disponible en: http://www.minambiente.gov.co/documentos/3807_170709_taller_rh_sda_180909.pdf . [Consultada el 03 de diciembre de 2011].

[3] Secretaría Distrital de Ambiente. Secretaría de Ambiente ordenó suspender actividades a Hyundai Colombia por contaminación [En línea] URL disponible en: http://secretariadeambiente.gov.co/sda/libreria/php/frame_detalle.php?h_id=1445. [Consultada el 03 de diciembre de 2011].

loretellez

Estudiante de Ciencias Ambientales. Universidad de Ciencias Aplicadas y Ambientales (U.D.C.A.)

Deja una respuesta

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: