Jaboque inmerso en una cruel realidad social

Por: Elisa Cancino

Barrio Unir II, Humedal Jaboque

Crónica: un recorrido por la realidad de Unir II

Aportar al mejoramiento del ambiente, no solo es función de las profesiones dirigidas al ambiente, siendo este  tan complejo requiere de un pensamiento responsable y proactivo por parte de todos los ciudadanos.

El humedal Jaboque o como los muiscas le dirían “tierra de abundancia” ubicado en la localidad de Engativá es el segundo ecosistema intermedio más importante para la ciudad de Bogotá, este limita al sur con el barrio Unir II, el cual no es conocido por muchas personas ni entidades locales, debido a que hasta ahora, después de 20 años de su fundación, se está empezando el proceso de legalización del barrio.

Mi crónica empieza cuando quiero desarrollar con la comunidad de Unir II  un proyecto encaminado al fomento de la  participación y formación ambiental de la comunidad para el cuidado y conservación del humedal Jaboque, esta idea nace de  una trabajadora social en formación que considera importante las acciones comunitarias y la educación ambiental para el desarrollo de cualquier barrio, considerando que internacional, nacional y locálmente las leyes recalcan la importante labor de las comunidades en el cuidado de los recursos naturales.

Barrio Unir II, Humedal Jaboque

Lo primero que se hace evidente al conocer el barrio  es el contraste de sus calles sin pavimentar  y el tipo de vivienda que se observa en este en comparación con las calles y la vivienda horizontal de los barrios que lo rodean, para el recorrido se hace un primer contacto con una líder-fundadora del barrio; durante mi primera caminata evidencio un  problema ambiental pero a mi juicio es un problemas más profundo referente a la falta de educación ambiental de sus habitantes al observarse en las calles bastante acumulación de residuos sólidos en espacios públicos, pero este problema se agudiza irónicamente con las viviendas que limitan con el humedal,  esta manzana en el barrio es conocida como Hugo Chaves ya que como es un barrio no legalizado aun los predios no manejan una nomenclatura propia, existe una dirección para todo el barrio y se dividen por manzanas.

Mapa Bario Unir II Trabajo social en el Barrio Unir II

Se empieza el desarrollo del proyecto con unas reuniones que me  permitan como profesional conocer la percepción de la comunidad en aspectos como lo social y lo ambiental del barrio, en estas los habitantes comentaron acerca de la historia de su fundación la cual es acompañada por procesos  violentos para la obtención del agua y en la actualidad manifiestan sus habitantes que no hay una presencia oportuna del EAAB porque se presentan problemas de salubridad y agua potable en la comunidad.

La construcción de este barrio y de otros con permisos (legales) están afectando al humedal porque pasan los limites ambientales quitándole espacio al cuerpo hídrico, Jaboque en la actualidad tiene una reducción de mas del 20% de su área original,  además arrojan materiales mientras están en el proceso de construcción contribuyendo así a que la contaminación cada vez sea mayor.

En muchas de las reuniónes organizadas, existía una participación mínima por parte de la comunidad, en un principio es difícil comprender  ¿porque si el ambiente es importante para el desarrollo de los seres humanos, existen  comunidades resistentes a participar en este tipo de proyectos?, pero cuando se analiza de fondo las problemáticas sociales del barrio como el  no contar con ninguna red de apoyo como instituciones educativas, recreativas, centros de salud, ni presencia institucional como comedores comunitarios, CAI y programas de la alcaldía y que a pesar de muchos años de fundación solo cuente con una ruta de acceso al barrio, existiendo también  una discriminación por parte de los habitantes de barrios aledaños hacia los habitantes de Unir, estos hechos permiten entender la incidencia directa de los problemas social en lo ambiental.

Seguramente para muchas de las personas que habitan en barrios con condiciones como las de Unir II, no es sencillo manejar una preocupación por el ambiente cuando existen otros factores sociales que le afectan su calidad de vida.

Los problemas ambientales son el desencadenante de problemáticas sociales estructurales…por tal motivo no puede desarticularse lo social de lo ambiental.

Jaboque necesita una intervención pronta y eficaz por parte de las entidades pertinentes, al igual que Unir II necesita que el Estado asuma la responsabilidad de mejorar las condiciones de vida de los habitantes del barrio; en las pocas reuniones logradas con ellos manifestaron que una forma de contribuir a la conservación del humedal es que los habitantes del barrio fortalezcan su responsabilidad ambiental.

En la actualidad el proyecto se realiza con un grupo de jóvenes de un colegio de la localidad de Engativá orientado a la formación ambiental, para la conservación y cuidado del Humedal Jaboque.

Deja una respuesta

5 comentarios sobre “Jaboque inmerso en una cruel realidad social

  • el octubre 17, 2012 a las 7:04 pm
    Permalink

    Este tipo de crónicas son elemento indispensable para sacar a la luz uno de las principales dificultades que enfrentan los procesos de conservación y recuperación de los humedales citadinos. Es precisa la presencia estatal, brindando los servicios básicos a las comunidades instaladas en los márgenes de los humedales, para mejorar su calidad de vida que los dote de la capacidad de reconocer el valor de estos espacios, por tratarse de su hábitat inmediato.
    El histórico abandono de las rondas de los humedales, permitió la proliferaron esos asentamientos humanos y son ellos pieza clave para hacer efectivo cualquier proyecto que se emprenda para su protección y mejoramiento.

    Respuesta
  • el abril 4, 2015 a las 12:26 am
    Permalink

    Hola, quisiera saber si aún trabajas en Unir? Muchas gracias.

    Respuesta
  • el abril 7, 2016 a las 5:15 pm
    Permalink

    Yo vivo cerca en los conjuntos residenciales de alrededor y es muy triste ver como está sucio el barrio Unir II, es más, traen su basura a los conjuntos aledaños o queman la basura, provocando unos olores terribles y contaminando. Ojala crezca su conciencia ambiental y social. Pero principalmente presencia distrital y mucha voluntad política.

    Respuesta

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: